Investigado por disparar a un Oso Pardo en la montaña Palentina.

“Yo no disparé al oso”

El 18 de Noviembre de 2017 se torció lo que parecía una buena mañana de caza para este hombre que prefiere estar en el anonimato. Ocurrió en la Reserva de Fuentes Carrionas (Palencia). Se encontraba en una montería de jabalí pero también estaba permitido la caza del lobo.  El sujeto afirma que él solo apretó el gatillo para cazar un lobo. Y niega rotundamente que disparase al oso.

La investigación judicial comenzó hace unas semanas en el juzgado de Cervera de Pisuerga, donde ecologistas en acción de Palencia se presentaron como acusación.

“Salió y yo mismo me encargue de alertar de que estaba allí para que nadie disparase”


Para defenderse también dijo: “Hay que valorar que el animal se pudo hacer daño en la huida. El oso podía estar encamado, se marchó corriendo al oír los tiros en una ladera y cualquier espino o piedra le pudo hacer daño en la almohadilla. “


El rastro de sangre que dejo el jabalí era muy débil como para que la herida fuera provocada por un proyectil del calibre que utiliza el investigado. El oso no se encontró por lo que supuestamente solo fue herido. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.